Lunes, 05 de abril de 2010

Autor: Adhemar Cuellar
Era el vuelo 3333  con destino a   “Vagabundi”. El avión estaba lleno de pasajeros,  333 exactamente. Como el viaje duraría 7 horas,  los pasajeros buscaban como hacer de estas 7 horas más cortas y amenas.-Algunos de ellos estaban durmiendo,  Otros estaban mirando televisión,- Otros dialogaban comentando las últimas noticias. En fin todos los pasajeros estaban haciendo algo en tan largo viaje.

 

  un niño  empieza a caminar  por el pasillo del avión seguido por su papá.  El niño seguía caminando y gritando fuertemente: ¡“QUIERO VER AL PILOTO” “QUIERO CONOCER AL PILOTO”!. Pataleaba y forcejeaba con su papá.

 

Una y otra vez decía lo mismo - “ver al piloto” “quiero conocer al piloto”. A pesar de las amenazas  de su papa, el niño seguía su travesía dirigiéndose  a  la cabina del avión, donde, como es de suponer, estaba el piloto. - “de aquí no me muevo hasta conocer al piloto de este avión”.  Las azafatas  al ver todo lo sucedido comunican al capitán, el piloto del avión lo que estaba ocurriendo. El hombre,  movido por la curiosidad de saber quien era el pequeño que quería conocerlo pide que lo dejen entrar en la cabina para conocerse mutuamente.

 

Una observación, de todos los pasajeros sólo a uno, a un niño se le ocurrió conocer al Piloto de la nave que los conducía. Esta historia del niño, el avión y el piloto, le parece conocida?

 

Es la historia nuestra, la historia de la iglesia que viaja en el “avión de la vida”.   Algunos para hacer más corto este viaje buscan como entretenerse. Buscan en los placeres como hacer  este viaje mas divertido. Hay mas de uno que viajan cantando el estribillo de aquella canción conocida: “El vino, las mujeres, la parranda y el amor, son cosas que en la vida recompensan el dolor”. Otros viajan por la vida entreteniéndose, juntando y amontonando riquezas.  Sólo viven pensando en lo material.  Muchos mas aún, viajan por la vida esforzándose por tener una figura esbelta, invierten horas y horas  en fortificar sus músculos.

 

 la pregunta que vale un pasaje gratis es:

¿Quiénes viajan en este avión de la vida y quieren conocer al Piloto?, 

¿Hay alguien que quiera conocer al Dueño de la vida?

¿Habrá alguien que grite y  como el niño diciendo: “quiero conocer al piloto”?

¿Habrá alguien que diga y haga escándalo diciendo“QUIERO CONOCER A DIOS”?

Esta semana muy especial,  tienes una oportunidad más de ganarte un pasaje gratis en el avión que sale para la eternidad. Esta semana es  vital para que tú no te conformes con viajar y vivir esta vida, sólo pensando en lo material, en el placer, en las diversiones.  No te conformes solo con cuidar tu figura.  Esta semana es muy importante, tienes la  oportunidad de conocer al piloto, al dueño de la vida.    Aprovecha este tiempo de gracia y conoce al que amó tanto al mundo que entregó a su Hijo único, para que todo aquel que crea en Él tenga vida eterna, esta semana  puede conocer  al que vino a Salvar lo que estaba perdido (Lc 19,10)

 

¿Tienes deudas? Esta semana puedes conocer al que pagó la deuda más grande que tenias, la  del pecado. Jesús murió por eso, para pagar todas nuestras deudas. Por medio de Jesús, Dios anuló, canceló el documento de deuda que había contra nosotros,  lo eliminó clavándolo en la  CRUZ. (Colosenses 2,14)

 

¿Crees que eres pobre? Esta semana tienes la oportunidad de conocer a Jesús  que siendo rico se hizo pobre por causa de ustedes para que por su pobreza ustedes se hicieran ricos. (2da Corintios 8,9)

 

¿Piensas que ya lo has conocido todo en la vida? No es así, hay algo mas importante por conocer  en este viaje de la vida.  Lo más emocionante y crucial es conocer al piloto, al dueño de la vida, conocer a Dios.

 

¡Adelante! ¡Anímate! a Conocer y seguir a Jesús, así como un día el dio su vida por ti, entrégale hoy la tuya. Dice su palabra que si tú lo buscas y le llamas, Él te mostrará  cosas grandes y misteriosas que tú ignoras. (Jer 33,3) Si en este viaje de la vida tú te animas a buscar y conocer a Jesús,  Él te asegura y te garantiza que tendrás tu pasaje gratis, obtendrás el boleto en el avión que partirá con rumbo a la  ETERNIDAD. ¡Gloria a El!


Tags: piloto

Publicado por mario.web @ 10:28
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios