Jueves, 29 de julio de 2010

Todos necesitamos de vez en cuando alguna?DIVERSI?N, teniendo en cuenta que divertirse significa apartarse, olvidarse durante cierto tiempo de las preocupaciones y fatigas que origina la vida diaria, ya que si no las energ?as que necesitamos para el trabajo quedar?an pronto agotadas.La diversi?n es por tanto una necesidad natural.

Pero, ?las diversiones benefician siempre a la persona? Cuando se desarrollan sin atenerse a ning?n principio o norma, pueden verse afectadas por varios inconvenientes:

- El primero de tales inconvenientes es recrearse en cosas torpes o nocivas, para s? mismos o para los dem?s.
- El segundo consiste en perder del todo el autocontrol.
- El tercer inconveniente o riesgo es hacer algo que desdiga de la persona, lugar, tiempo y otras circunstancias semejantes.

La diversi?n entra?a un?riesgo: convertirse en un fin en s? misma, olvidando que es s?lo un medio para conseguir otras cosas. Cuando pasa de medio a fin adquiere el car?cter de simpleEVASI?N, es decir, de fuga o huida de la realidad exterior o interior del hombre.?

(?)?La diversi?n como?cambio?temporal de actividad para lograr alg?n prop?sito(reponer fuerzas, desarrollar la creatividad, convivir...)?est? al servicio del desarrollo personal, mientras que?la diversi?n como?escape?dificulta el desarrollo. La diversi?n como escape es el mecanismo de defensa de una personalidad d?bil o inmadura, es una forma simplista de llenar el vac?o existencial. Estas personas s?lo son capaces de mantener una actitud pasiva, meramente receptiva, ante las influencias del ambiente,?a diversiones que les vienen dadas, con falta de imaginaci?n para divertirse por su propia cuenta.?

Muchos adolescentes viven de acuerdo con el lema ?quiero ser una persona liberada?, lo que equivale a actuar sin la ?limitaci?n? de las normas de conducta o de los deberes. Evitan todo lo que suponga renuncia o sacrificio personal. Para ellos, el trabajo y el amor son un juego. Para ?liberarse? la diversi?n es el medio, incurriendo as? en el escape y las diversiones il?citas. Pero as? ni son m?s libres, ni se divierten de verdad. Quieren liberarse de una existencia sin sentido y aburrida, pero con esa diversi?n mal entendida se aburren m?s, en cuanto carecen de novedad y no aporta nada interesante a la vida personal.

La sabidur?a popular dice:??Dime con qui?n andas y te dir? quien eres?. La?pandilla?es el lugar en el que el adolescente se desenvuelve habitualmente. En ella participan chicos y chicas, y dentro de ellas se desarrollan los chicos, tienen sus primeros amores y sus primeras experiencias. Por ello hay que saber con qui?n van nuestros hijos y por d?nde se mueven.?

Los j?venes han asumido el consumo de alcohol t?pico de los pa?ses anglosajones, bebiendo s?lo unos d?as a la semana, los fines de semana generalmente, pero de una forma excesiva, hasta la embriaguez, llegando incluso a producirse un cuadro t?xico agudo. As? llega a hablarse hoy de?alcoh?licos de fin de semana?.

Durante los episodios de embriaguez se origina:

- desinhibici?n,?
- alteraciones de la conciencia,?
- dificultades para hablar y mantener el equilibrio,?
- desorientaci?n en el tiempo y en el espacio,?
- aumento de la agresividad, irritabilidad,?
- pensamiento reiterativo,?
- euforia o s?ntomas depresivos,
- conductas inadecuadas.

La?dependencia?se manifiesta o bien por la incapacidad de dejar de beber una vez que se ha comenzado a tomar la primera o la segunda copa hasta llegar a un estado evidente de embriaguez, o bien porque se empieza un fin de semana como algo espor?dico y a final se termina necesitando beber pr?cticamente todos los fines de semana.

?Qu? puede llevar a muchos j?venes a consumir alcohol? Cabe mencionar algunas razones:

→ La?curiosidad: Probar nuevas sensaciones, estados de ?nimo, experiencias...
→ La?evasi?n del vac?o espiritual: no ven ninguna finalidad a la vida, no ven el sentido de para qu? luchar, para qu? vivir
→ El?escapar de los sentimientos de fracaso: No les hemos ense?ado a fracasar. Hay que ense?arles a sobreponerse a los sentimientos de fracaso y a no buscar satisfacci?n en los para?sos artificiales que el alcohol - o las drogas - hoy d?a les prometen, y que en un primer momento se lo da, pero esa libertad pronto se convierte en dependencia
→ Buscan el?mito de la ambros?a, el elixir de la felicidad, la poci?n m?gica de Asterix, esos n?ctares que convert?an a las personas en invencibles y con los que consegu?an la felicidad.

Los?rasgos de personalidad que m?s favorecen el alcoholismo - o la drogadicci?n?- son los siguientes:

- F?cilmente influenciable por los dem?s
- Tendencia a la soledad o al aislamiento
- Alto inter?s por experimentar sensaciones nuevas
- Timidez o dificultades en el contacto social
- Dificultades de integraci?n social y rasgos antisociales
- Af?n por el riesgo y las conductas arriesgas y peligrosas
- Tendencia a la apat?a
- Curiosidad excesiva
- Abulia o falta de fuerza de voluntad
- Rechazo de todo sufri?miento, frustraci?n

Es preciso recordar los rasgos t?picos de la psicolog?a del adolescente para comprender entre qu? par?metros nos movemos:

1.-?Sensaci?n de impunidad: ?a mi esto no me va a ocurrir?. Piensan que va a ocurrirle a los dem?s, y que ?cuando quiera lo dejo?, y caen en la adici?n aunque ellos creen que no.
2.- La?inmediatez: lo quieren todo r?pido y a ser posible sin esfuerzo.?
3.- La?necesidad de autoafirmarse: quieren diferenciarse de sus padres, y es bueno, siempre que no se lleve al extremo. Quieren coger por primera vez sus costumbres, su cultura, sus creencias, y asumirlas como propias, distanci?ndose de sus ra?ces, pero si no est?n bien enraizados, se convertir?n en gregarios de cualquier lidercillo o masa.
4.- La?falta de realismo: pasan de un extremo a otro, o?se sobrevaloran?y pasan riesgos excesivos, o tiene una?baja autoestima.

?C?mo notar si nuestro hijo bebe alcohol??Algunos cambios en el comportamiento de nuestros hijos pueden constituir importantes indicios:?

- suelen mostrarse m?s irritables?
- desinteresados por sus actividades habituales?
- m?s ego?stas, perezosos e independientes
- en una primera etapa, puede ir abandonando actividades que antes les interesaba?
- pueden sufrir alteraciones del sue?o?
- ansiedad
- inquietud?
- dificultades para mantener la atenci?n
- cambio s?bito de horario o de costumbres,
- necesidad de m?s dinero de lo habitual

EN CONCLUSI?N

Lo primero que debe preocupar a los padres en esto es el propio?ejemplo. Hay que dar ejemplo a los hijos de c?mo divertirse de forma sana y con poco dinero:

- que los hijos vean que sus padres no emplean todo el tiempo libre en la diversi?n;
- que vean tambi?n que la diversi?n para los padres no es un escape;
- que observen c?mo los padres eligen las diversiones con buen criterio, evitando las que causan un prejuicio desde el punto de vista moral.?

Los padres deben?estar informados?acerca de c?mo, d?nde y con qui?n se divierten sus hijos. Esta informaci?n en unos casos se podr? obtener a trav?s del hijo; en otros a trav?s de otras personas o por observaci?n directa de los padres. No hay que caer en la ingenuidad de creer que los hijos no necesitan orientaci?n y control en este tema.?Conocer a los amigos y el ambiente en el que se mueven. Convivir con los hijos para descubrir los momentos en los que el consumo de alcohol es incipiente.

Dedicar tiempo a la?conversaci?n amigable entre padres e hijos. Esto supone saber escuchar y esforzarse por comprender su punto de vista, aunque no se comparta.?Suscitar en ellos valores y dar sentido a sus vidas, sugiri?ndoles formas sanas de diversi?n. As? se disminuyen las tensiones familiares y las situaciones de aislamiento afectivo, y permite identificar momentos de frustraci?n, depresi?n o ansiedad o crisis emocionales, que si no se encauzan pueden ser el punto de partida para el recurso a evadirse.?

Favorecer que se re?nan en casa?para o?r m?sica, ver una pel?cula, conversar o jugar a algo, hacer salidas al campo o al monte, excursiones en bicicleta, acampadas, etc.?En el fondo se aburren los fines de semana.

Tenerles habitualmente?cortos de dinero. Cuando disponen de poco dinero tienen que pensar, hacer trabajar la imaginaci?n, para ser capaces de divertirse sin dinero. Si tienen exceso de dinero es m?s posible de que lo gasten en diversiones ?comercializadas?.?

La diversi?n ha de ser enriquecedora, hay que ense?arles a divertirse. Ha de orientarse al descanso, ayud?ndonos a ser mejores.

?

Por Eli Bengoetxea
(basado en un art?culo de Humberto M. Lloreda de la Escuela de Familias del Colegio Ahlzahir)
Gentileza de www.sontushijos.org
www.iglesia.org

Publicado por mario.web @ 15:27
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios