Viernes, 14 de enero de 2011

Todas las celebraciones del Ano Liturgico, pero especialmente la Cuaresma y Semana Santa ,convergen y culminan con la fiesta principal del calendario: la Pascua. No hay celebracion mas importante en la Iglesia para los cristianos, que la fiesta de la Resurreccion de Cristo.
?
Para gran parte de espanoles, en vacaciones, esta fiesta pasa casi desapercibida y no le dan la importancia que la liturgia de la Iglesia le asigna , considerandola la "fiesta de las fiestas" y "la solemnidad de las solemnidades" .
?
Quizas se deba a la propaganda consumista, que, todavia, no ha manipulado ni explotado comercialmente este tiempo sagrado, como, por desgracia, ha pasado con otras fechas del calendario cristiano.
?
Casi camuflada por las vacaciones, la cultura del ocio, los viajes y fiestas de primavera, los cristianos conscientes, deberian esforzarse en dar realce e importancia a esta singular celebracion. No tiene mucho sentido participar en las procesiones y cultos de Semana Santa y luego, practicar el absentismo en Pascua. En este tiempo, mas que en las fechas navidenas, se deberia felicitar las Pascuas y prorrumpir en el grito incontenible del ?Aleluya?. Porque Cristo nuestro hermano vive y ha resucitado, lo celebramos gozosos y alegres y nos deseamos unos a otros FELICES PASCUAS.

?

Autor: Padre Miguel Rivilla San Martin


Publicado por mario.web @ 20:00
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios