Mi?rcoles, 27 de abril de 2011

Fuente:
Autor: Stella Kavanagh G


Un d?a el Beato Juan Bautista Scalabrini estaba en la estaci?n de Mil?n cuando vio una multitud de italianos que se subian a los trenes para dirigirse a Am?rica en busca de una mejor calidad de vida con mejores oportunidades.

Fue este d?a cuando el Beato tuvo la enorme preocupaci?n por la situaci?n moral y espiritual de los italianos que emigraban a Estados Unidos y Brasil.

A finales del siglo pasado cientos de italianos comenzaron a salir de su patria, debido a que en Italia se viv?a una gran miseria. Con esto surge la Familia Scalabriniana que se dedica a otorgar sus servicios a los emigrantes, refugiados, desplazados y necesitados.

Los Scalabrinianos se encuentran dispersos en ciudades donde se registra un alto n?mero de emigrantes tales como Nueva York, Paris, Roma, Sao Pablo, Buenos Aires, Manila etc.

La emigraci?n y desplazamiento tienen su origen en situaciones de escasez econ?mica o de violencia, por esto las personas se sienten forzados a salir de su propia tierra. Sin embargo al llegar a otro pa?s el problema no se resuelve y el emigrante muchas veces es rechazado. Es aqu? cuando los Misioneros entran en acci?n ayud?ndolos a integrarse a su nueva sociedad.

Los religiosos Scalabrinianos ejercen su misi?n haci?ndose emigrantes con los emigrantes para poder comprenderlos y brindarles una mejor asistencia. Su misi?n consiste en ayudarlos tanto en el ?mbito social como en el espiritual. Entre sus actividades m?s importantes destacan la ense?anza (escolar y art?stica), el servicio m?dico ? hospitalario, la asistencia a los ancianos etc.

Actualmente los Scalabrinianos sirven a los emigrantes en 25 naciones de Asia, Ocean?a, Europa, ?frica y las Am?ricas, con centros de estudio y de investigaci?n, formaci?n para religiosos y casas para los emigrantes m?s pobres y abandonadas, incorpor?ndolos siempre a la sociedad y sobre todo manteni?ndolos cerca de Cristo est?n donde est?n.

Conoce mejor a los Misioneros Scalabrinianos


Publicado por mario.web @ 9:50
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios