Viernes, 29 de abril de 2011

Fuente: Catholic.net
Autor: P. Clemente Gonz?lez

El d?a de tu nacimiento, cuando s?lo sab?as llorar, recibiste mil besos y caricias, pero tambi?n un libro con las hojas en blanco, sin estrenar: el libro de tu vida. Desde aquel instante comenzaste a escribir la historia de tu vida. Ya llevas varias p?ginas. ?Qu? has escrito hasta ahora?

A veces escribimos y escribimos y nunca hojeamos las p?ginas escritas.

Toma el libro de tu vida y rep?salo durante unos minutos. Tal vez encuentres cap?tulos o p?ginas que te gustar?a besar, algunas escenas te har?n llorar, y al abrir alguna p?gina amarilla o reciente, te entrar?n ganas de arrancarla. Se ve negra o con salpicaduras de tinta. Pero Pilato te dir?a: "Lo escrito, amigo, escrito est?".

T? lo has escrito con tu pu?o y letra. No con la tinta de un bol?grafo o de una pluma, sino con la tinta de tu libertad. "T? mismo has forjado tu propia aventura", dec?a el manco de Lepanto. "Porque veo al final de mi duro camino que yo fui el arquitecto de mi propio destino", sentencia Amado Nervo, para quien prefiere la met?fora del arquitecto.

No arranques esas p?ginas de cuajo, d?jaselas a Dios para que perdone tus garabatos y sigue escribiendo tu historia junto a ?l.

?Por qu? no almacenar el libro de tu vida entre los "Best Seller" del cielo? Aprovecha tu tinta porque tarde o temprano se te va a acabar y no se venden recambios ni en los quioscos ni en las librer?as. La vida es una y se vive una sola vez. La muerte cerrar? tu libro. Y el d?a del juicio te pedir?n tu libro, y Dios mismo lo leer? o lo pasar? en v?deo, como las aventuras de Graham Greene o Charles Dickens.

Todos somos arquitectos y novelistas, as? que, amigo, borr?n y cuenta nueva. Comienza cuanto antes tu "Best Seller".


Publicado por mario.web @ 9:49
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios