Domingo, 29 de mayo de 2011

?
Image

La historia de Gulbahor Zavidova es una verdadera tragedia. Sometida a una operaci?n de ces?rea, fue esterilizada durante el proceso y nunca le informaron al respecto. Frustrada por su incapacidad de concebir de nuevo, visit? a un m?dico que le confirm? que hab?a sido esterilizada. Al enterarse de esto, su esposo la abandon?.

Lamentablemente la historia de Zavidoza se ha vuelto frecuente en Uzbekistan. Seg?n la prensa local, el ?presidente? de Uzbekist?n (l?ase: dictador actual con el estilo de la era sovi?tica), Islam Karimov, ha reiniciado las antiguas campa?as de esterilizaci?n masiva, con miles de mujeres tratadas como animales de granja.

El ?Times Online? report?:

?Diversos activistas afirman que la esterilizaci?n masiva empez? en el 2003, pero se calm? dos a?os despu?s debido a las protestas populares. Pero ahora se ha reiniciado en febrero de este a?o luego que el Ministerio de Salud orden? a los doctores recomendar la esterilizaci?n como un ?m?todo de anticoncepci?n eficaz?. Los cr?ticos afirman que a cada doctor se le dijo que persuada ?por lo menos a dos mujeres? por mes para que se realizara el procedimiento. A los doctores que no cumpl?an esta cuota, se les aplicaba diversas represalias y multas.?

?Desde febrero, cerca de 5,000 mujeres han sido esterilizadas sin su consentimiento,? declar? una defensora local de los derechos humanos, que pidi? no ser identificada por temor a ser detenida.

?Es frecuente que los m?dicos aprovechen los partos por ces?rea para realizar una esterilizaci?n sin decirle a la mujer. Los rumores extendidos de esta pr?ctica dan como resultado que las mujeres decidan por partos en sus hogares para evitar este riesgo.??

A pesar de que las noticias de esta impactante campa?a han llegado a Occidente, a trav?s de medios como ?Times Online? y ?LifeSiteNews,? los principales grupos de derechos humanos la han recibido con una fr?a indiferencia.

En Population Research Institute creemos saber por qu?.

Tras el colapso de la Uni?n Sovi?tica en 1991, las antiguas cinco Rep?blicas Sovi?ticas de Asia Central (las ?st?n?s: Kazajst?n, Kirguist?n, Tayikist?n, Turkmenist?n y Uzbekist?n) finalmente lograron la independencia. Naturalmente, Estados Unidos se apresur? a ofrecerles relaciones diplom?ticas a estos pa?ses. Junto a estos lazos diplom?ticos, llegaron los d?lares norteamericanos de cooperaci?n internacional con su infame agenda de ayuda exterior.

En un informe de 1997, Population Research Institute denunci? como USAID r?pidamente hizo del control de poblaci?n su mayor prioridad en todas las 5 naciones de Asia Central, a modo de venganza. Un ?equipo de evaluaci?n? de USAID fue enviado para decidir que era lo mas necesario para los habitantes de Asia Central. Population Research Institute denunci? en aquella ocasi?n que, antes de poner pie en tierra asi?tica, los evaluadores ya hab?an decidido cu?l ser?a la respuesta.

?Como era de esperar, el equipo de evaluaci?n descubri? que hab?a una necesidad fundamental de limitar la natalidad y era indispensable suministrar grandes cantidades de anticonceptivos en toda la regi?n una vez m?s, a pesar de que es uno de los lugares con menor densidad de poblaci?n del planeta. En verdad, dado que los funcionarios de USAID ya ten?an una idea previa sobre las presuntas deficiencias, ?cu?l era el verdadero motivo de un viaje de ?evaluaci?n?? Siguiendo el mismo patr?n que USAID ha aplicado en otros pa?ses pobres, las decisiones b?sicas ya se hab?an hecho antes de la supuesta identificaci?n de las ?necesidades? a?n por descubrir.?

Como resultado de esta ?investigaci?n?, USAID procedi? a esterilizar a las mujeres. Muchas mujeres. De hecho, un informe de USAID afirm? que sus funcionarios hab?an implantado los DIUs (dispositivos intrauterinos) en m?s de un mill?n de mujeres solamente durante 1991.

Sin embargo, de acuerdo a la documentaci?n presentada por Population Research Institute, esto no s?lo ser?a terrible, sino imposible. ?En la medida de que el total de la poblaci?n de Uzbekist?n era alrededor de 21 millones, existen algo menos que 5 millones de mujeres en edad reproductiva en toda la poblaci?n. Sin importar cuan ?agresivamente? persiguieron la tarea, ?Se puede creer que los funcionarios de la salud podr?an haber implantado los DIUs en m?s del 20% de la poblaci?n femenina en solo un a?o? Tal historia del ??xito? del dispositivo intrauterino-DIU era m?s improbable porque los sistemas de asistencia m?dica son anticuados y decr?pitos en todas las rep?blicas de Asia Central, complicados con una severa escasez de medicamentos b?sicos y de suministros m?dicos, incluidos los dispositivos intrauterinos?.

Cualquiera sea el n?mero en realidad, USAID no result? siendo un mero proveedor de asistencia primaria, sino un militante impulsador de ?anticonceptivos y esterilizaciones. La cantidad de mujeres que permanecen marcadas y da?adas por su campa?a sigue siendo desconocida, pero sin duda, tr?gicamente elevada. El informe de Population Research Institute concluy? que ?por desgracia, en Asia Central, los resultados para USAID ser?n solamente kilos de papel convertidos en informes in?tiles y dinero desperdiciado. Pero sin duda el resultado m?s tr?gico de los programas de control de poblaci?n de USAID ser?n las miles de mujeres esterilizadas para siempre y v?ctimas (inclusive v?ctimas mortales) del Norplant, Depo-Provera, DIU?s y p?ldoras anticonceptivas.?

Actualmente, USAID tiene presencia en Uzbekist?n, aunque m?s moderada. Su Presupuesto sustentado en el Congreso para el A?o Fiscal 2011 es de alrededor de US$ 12 millones solamente para ese pa?s, incluyendo US$ 146,000 en ?salud reproductiva?.

Este es el contexto de las esterilizaciones masivas que traen las noticias del presente a?o. Parece claro que, aunque USAID ya no est? directamente ?involucrada con la esterilizaci?n de decenas de miles de mujeres, su legado persiste. Es muy dudoso que una naci?n como Uzbekist?n, emergiendo de la oscuridad de la opresi?n sovi?tica y con pocos habitantes, diera prioridad al control de poblaci?n espont?neamente. Y, sin embargo, misteriosamente continua haci?ndolo.

Peor a?n, no existe pr?cticamente protesta p?blica alguna en el Occidente. Las organizaciones como USAID cuentan con el propio silencio y la ligereza de la conciencia p?blica, para hacer que estos abusos escandalosos contra los derechos humanos se mantengan en el silencio de la noche. Rara vez hay alguna fanfarria de la prensa o alguna indignaci?n colectiva p?blica.

El razonamiento de los promotores del control poblacional es simple: si la sobrepoblaci?n es realmente un problema, entonces el sufrimiento de miles es s?lo un da?o colateral para la causa de salvar el planeta. Y, hasta donde alcanza la ideolog?a de estos grupos, la esterilizaci?n de los pobres sin rostro, sin nombre, en tierras lejanas, es una alternativa aceptable a imponer las mismas medidas de las mujeres en Occidente.

Lo cual nos trae de vuelta al n?cleo de la cuesti?n: que la "sobrepoblaci?n" es s?lo otra manera de decir? la "gente pobre" y la "salud reproductiva" a menudo es s?lo otra manera de decir "limpieza ?tnica".

?
Colin Mason es el Director de Comunicaciones de Population Research Institute.
?


Steve Mosher es el Presidente del Instituto de Investigaci?n en Poblaci?n (Population Research Institute), una organizaci?n sin fines de lucro dedicada a desmontar la falacia de la sobrepoblaci?n en el mundo.
(c) 2010 Population Research Institute.
Permiso para reproducir concedido. Redistribuci?n de forma extendida. Los cr?ditos son necesarios.

Para suscribirse a la version en espa?ol del Informe Semanal envie un correo electr?nico a:

[email protected]

Nada de lo escrito aqu? debe ser interpretado como un intento de ayudar u obstaculizar la aprobaci?n de un proyecto de ley en el Congreso.

El Instituto de Investigaci?n en Poblaci?n (Population Research Institute) est? dedicado a terminar con los abusos contra los derechos humanos cometidos en nombre de la planificaci?n familiar y acabar con los contraproducentes paradigmas sociales y econ?micos derivados de la falacia de la "sobrepoblaci?n".

En Am?rica Latina puede contactarse con:

Carlos Polo Samaniego
Director de la Oficina de Am?rica Latina
Correo Electr?nico:?[email protected]
Tel?fono:?(511) 4365835


Publicado por mario.web @ 9:22
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios