Lunes, 06 de septiembre de 2010

Naci? en Florencia, Italia, en el a?o
1556. Perteneci? a la familia de los Pazzi, familia que dio a la naci?n
famosos pol?ticos y militares, y a la Iglesia Cat?lica una de sus m?s
grandes santas. Mostr? desde muy ni?a inclinaci?n por la vida
religiosa, por lo que ingres? al convento de las Carmelitas. Hizo sus
tres votos o juramentos de pobreza, castidad y obediencia antes que las
dem?s novicias porque le lleg? una grave enfermedad que la llev? casi a
la muerte.

Cuando la transportaban a la enfermer?a despu?s de hacer sus tres
votos, Magdalena tuvo su primer ?xtasis que le dur? m?s de una hora. Su
rostro apareci? ardiente, y deshecha en l?grimas sollozaba y repet?a:
`Oh amor de Dios que no eres conocido ni amado: cu?n ofendido est?s!'.
En los siguientes cuarenta d?as tuvo inmensas consolaciones
espirituales y recibi? gracias extraordinarias.

Desde entonces fue creciendo sin cesar su deseo de sufrir por Cristo y
por la conversi?n de los pecadores. A una religiosa que le preguntaba
c?mo pod?a soportar sus dolores sin proferir ni una sola palabra de
impaciencia, le respondi?: `Pensando y meditando en los sufrimientos
que Jesucristo padeci? en su sant?sima pasi?n y muerte. Quien mira las
heridas de Jes?s crucificado y medita en sus dolores, adquiere un gran
valor para sufrir sin impacientarse y todo por amor a Dios'.

En medio de su ?xtasis, abrazando su crucifijo, con rostro brillante
exclamaba: `Oh Jes?s m?o, conc?deme palabras eficaces para convencer al
mundo de que tu amor es grande y verdadero y que nuestro ego?smo es
enga?oso y tramposo'. Le aparecieron en las manos y en los pies los
estigmas o heridas de Cristo Crucificado. Le produc?an dolores muy
intensos, pero ella se entusiasmaba al poder sufrir m?s y m?s por hacer
que Cristo fuera m?s amado y m?s obedecido y por obtener que m?s almas
se salvaran.

Tres religiosas, encargadas por el director espiritual, escrib?an lo
que la santa iba diciendo, especialmente durante sus ?xtasis. Estas
revelaciones se publicaron en un libro titulado `Contemplaciones' , el
cual lleg? a ser un verdadero tratado de teolog?a m?stica.

Adem?s de los dolores f?sicos le lleg? lo que los santos llaman `La
noche oscura del alma'. Una cantidad impresionante de tentaciones
impuras, sentimientos de tristeza y desgano espiritual, falta de
confianza y de alegr?a. Sufr?a de violentos dolores de cabeza y se
paralizaba frecuentemente. La piel se le volv?a tan sensible que el m?s
leve contacto le produc?a una verdadera tortura.

En mayo del a?o 1607, al morir Santa Mar?a Magdalena de Pazzi qued?
bella y sonrosada. Ten?a apenas 41 a?os. Su cuerpo se conserva todav?a
incorrupto en el convento carmelita de Florencia donde vivi?.


Publicado por mario.web @ 8:41
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios