Martes, 07 de septiembre de 2010

En la pel?cula "El ni?o del pijama de rayas", al hijo del comandante del campo de concentraci?n, que ha descubierto a unas personas que trabajan en lo que ?l considera una granja, su padre le dice secamente: "Esos no son personas".?

Esta es la estrategia de muchas personas, que niegan la categor?a de personas a los que resultan inc?modos para el sistema, o no piensan como ellos. Lo m?s grave es que muchas madres, conscientes o no de ello, niegan no s?lo el t?tulo de personas a sus hijos, sino que los eliminan de la vida, les arrancan de su vientre.?
Muchas personas se preocupan de la paz, les horroriza cualquier guerra y esto est? muy bien. Hay mucha gente muy preocupada por los ni?os de la India o ?frica, donde mueren tantos de hambre. Y eso tambi?n est? bien, pero lo curioso es que esa misma gente no se preocupa por los millones de seres humanos aniquilados por decisi?n de sus propias madres.?
En nuestra sociedad cada vez es mayor la sensibilidad sobre la necesidad de proteger los embriones de distintas especies animales y de no maltratar a los mismos; las leyes tutelan la vida de esas especies en sus primeras fases de desarrollo. Est? muy? bien que as? sea, que sean protegidos los animales, las plantas..., sin embargo, resulta parad?jico que la vida de la persona humana que va a nacer sea objeto de una desprotecci?n cada vez mayor.
En Marzo de 2009 , los obispos espa?oles empapelaron,? las ciudades de Espa?a,??
con carteles a favor de la vida, recordando que la vida es "un derecho fundamental que merece ser protegido". Con esta impactante iniciativa responde la Conferencia Episcopal Espa?ola (CEE) a la reforma de la Ley del Aborto, cuyo anteproyecto el Gobierno pretende tener listo antes del verano.
La imagen de un cachorro de lince protegido junto a un ni?o peque?o que se pregunta "?Y yo? Protege mi vida" pretende "ser una invitaci?n a tomar conciencia del valor incomparable de toda vida humana, tambi?n de los que van a nacer". El obispo auxiliar de Madrid, Juan Antonio Mart?nez Camino, asegur? que "si hay especies en nuestro pa?s que est?n protegidas por qu? se ha de proteger menos la vida de seres humanos que van a nacer. Esta sensibilidad mayor que tenemos para la biosfera nos tiene que hacer reflexionar sobre la necesidad de proteger m?s a los seres humanos que van a nacer". ?Si hay especies en nuestro pa?s que est?n protegidas, ?por qu? se ha de proteger menos la vida de seres humanos que van a nacer?? La Conferencia Episcopal ha optado por realizar "este esfuerzo especial" por "dar voz a los que no tienen voz: a los que van a nacer". "Ellos no se expresan pero tienen derecho a la vida".?
Las Reales Academias de Medicina, Farmacia?, se unen a los firmantes de la ?Declaraci?n de Madrid? contra el aborto. En este sentido, entiende el documento que: ?Existe sobrada evidencia cient?fica de que la vida empieza en el momento de la fecundaci?n. Los conocimientos m?s actuales as? lo demuestran: la Gen?tica se?ala que la fecundaci?n es el momento en que se constituye la identidad Gen?tica singular; la Biolog?a Celular explica que los seres pluricelulares se constituyen a partir de una ?nica c?lula inicial, el cigoto, en cuyo n?cleo se encuentra la informaci?n Gen?tica que se conserva en todas las c?lulas y es la que determina la diferenciaci? n Celular; la Embriolog?a describe el desarrollo y revela c?mo se desenvuelve sin soluci?n de continuidad?.
Aboga por que: ?Dada la trascendencia del acto para el que se reclama la intervenci?n de personal m?dico es preciso respetar la libertad de objeci?n de conciencia en esta materia, puesto que no se puede obligar a nadie a actuar en contra de ella?.
Y protege a la madre: ?Es preciso que la mujer a quien se proponga abortar adopte libremente su decisi?n, tras un conocimiento informado y preciso del procedimiento y las consecuencias? .
"Pero la amenaza m?s grande que sufre la paz hoy en d?a es el aborto, dec?a la Madre Teresa,? porque el aborto es hacer la guerra al ni?o, al ni?o inocente que muere a manos de su propia madre. Si aceptamos que una madre pueda matar a su propio hijo, ?c?mo podremos decirle a otros que no se maten? ?C?mo persuadir a una mujer de que no se practique un aborto? Como siempre, hay que hacerlo con amor y recordar que amar significa dar hasta que duela. Jes?s dio su vida por amor a nosotros. Hay que ayudar a la madre que est? pensando en abortar; ayudarla a amar, a?n cuando ese respeto por la vida de su hijo signifique que tenga que sacrificar proyectos o su tiempo libre. A su vez el padre de esa criatura, sea quien fuere, debe tambi?n dar hasta que duela.
Al abortar, la madre no ha aprendido a amar; ha tratado de solucionar sus problemas matando a su propio hijo".
Y la Madre Teresa combat?a el aborto con la adopci?n, cuidando a la madre y adoptando a su hijo. "Por favor, no maten al ni?o, nosotros nos haremos cargo de ?l". Siempre hay algunos de los nuestros que les dice a las madres en problemas: "Venga, la cuidaremos y hallaremos un hogar para su hijo". Les pido por favor que no maten a los ni?os. Yo quiero esos ni?os: ?D?nmelos! Estoy dispuesta a aceptar todo ni?o que se pretenda abortar y darlo a un matrimonio que lo ame y a su vez sea amado por el ni?o.?


Publicado por mario.web @ 12:20
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios