Martes, 07 de septiembre de 2010

Madre m?a, a?n falta un rato para que comience la misa.

?? El silencio de la parroquia de Luj?n se inunda, de pronto, del repicar de la campana.

?? Repicar mon?tono y conocido. Llamado conocido? Madre... ?conocido?

?? - Conocido, s?, hija?. M?s, ?est?s segura de que es comprendido?

?? - Madre, ?Qu? tengo que comprender de un campanario?

?? Tu silencio inunda el aire de tu gran paciencia para conmigo. Paciencia que mi gran torpeza e ignorancia jam?s podr? agotar???????Oh consuelo de mi alma!.

?
?

? - Escucha las campanas, esc?chalas con tu coraz?n.

?? Aunque no te comprenda, te obedezco. Y el tan-tan met?lico y mon?tono de la campana adquiere de pronto una voz distinta.

? - Te hablan, hija ?puedes escuchar su voz?

????Je?s?s?te?lla?ma,?Je?s?s?te?lla?ma,?Je?s?s?te?lla?ma?

?? - ?Madre! ?Escuchas? Dicen ?Jes?s te llama?. Pero ?qui?n le da voz a las campanas?

?? Guardas silencio? silencio.

?? Muchas veces te he dicho que tienes voz de campanas, Madre pero?.y la campana vuelve a hablar:

????Je?s?s?te?lla?ma,?Je?s?s?te?lla?ma,?Je?s?s?te?lla?ma?

?? Y la met?lica voz que la campana deposita en mi o?do llega, por una exquisita delicadeza tuya, a mi coraz?n? y es una voz conocida? es? ?tu voz, Madre! ?Tu voz! Que se ha trepado al campanario para llegar, con alas de viento, a los corazones que tengan o?dos atentos para o?rla.

????Je?s?s?te?lla?ma,?Je?s?s?te?lla?ma,?Je?s?s?te?lla?ma?

-?????????Entonces, Madre ?es tu voz la de las campanas? ?Me llamas tambi?n desde el campanario?

?? Oh, Mar?a, que el ingenio de tu amor no escatima medios para acercarme a tu Hijo. Pero? no siempre mi coraz?n oy? tu llamado. Muchas veces lo escuch? pero tuve mil excusas (?ay, ahora no puedo recordar ninguna!, porque las excusas no son motivos valederos y tienen ra?ces peque?as en el alma y las arrastra pronto el viento del olvido) para no acercarme.

?? Despu?s de un breve silencio se repite el repicar? ahora escucho algo mas?

???Si?si?a?ti?ven,?Je?s?s?te?lla?ma,?ven?ven?te?lla?ma?

?? Y como quien toma aliento para una frase m?s, un ?ltimo repique solitario

????Si?Je?s?s?hi?ja?ven?

?? Luego, el silencio? Silencio poblado del eco de tu voz.

?? Me siento en el banco? ac? estoy? con todo mi bagaje de penas y tristezas, de alegr?as y sue?os, de proyectos, esperanzas y desilusiones. Me saludas desde tu imagen de Luj?n. Justo estoy por responderte cuando las se?oras de la parroquia comienzan el rezo del Santo Rosario ?Qu? mejor manera de responder a tu saludo?

Si, el Santo Rosario antes de la misa ?Cu?ntos secretos encierra!

-?????????As? es, hija. Pero de eso hablaremos el pr?ximo domingo ?te espero?

-??????????Claro que s?, Madre!

?? Y quedas en conocido silencio. Bueno, nunca es pleno tu silencio, porque la dulzura de tu mirada no cesa de decirme que me amas. Silencio que abre paso al recuerdo de tu llamada reciente. ???Y yo que pens? que decirte que ?ten?as voz de campanas? era s?lo una met?fora!!! Ahora s? que s?, que tienes voz de campanas porque, por una gracia inmerecida, mi coraz?n te ha escuchado.

?Amigo, amiga que lees estas l?neas. Cuando escuches las campanas de tu parroquia, intenta escucharlas con tu coraz?n. Solo desde all? oir?s el llamado de tu Madre que jam?s, por lejos que est?s, dejar? de decirte:

?Je?s?s?te?lla?ma,?Je?s?s?te?lla?ma,?Je?s?s?te?lla?ma?


Publicado por mario.web @ 21:17
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios