Viernes, 10 de septiembre de 2010

Cristo escogi? para celebrar su cena pascual una sala grande, adornada y preparada con todo lo necesario para ocasi?n tan singular. All? pronunci? su discurso sobre la vid y los sarmientos, invitando a sus disc?pulos y permanecer unidos a ?l para dar mucho fruto. Desde el Antiguo Tesamento, Dios pidi? que la ?tienda de la reuni?n? fuera un lugar digno para que all? manifestara su Gloria. La celebraci?n de la alianza de Dios con Israel se celebra po?ticamente en el libro del Cantar de los Cantares, donde el desposorio se realiza en medio de canciones, vides, manzanos, flores y frutos sabrosos que despiden su aroma. Dios disfruta de su creaci?n junto con el hombre, la ?nica criatura que puede experimentar este gozo espiritual. La belleza es el camino escogido por Dios para encontrarnos con ?l.?

Las flores son un elemento indispensable para manifestar el gozo y la alegr?a entre los humanos. En la liturgia

?Fiesta de Dios? celebramos su amor por nosotros. No deben de faltar las flores. Cuando se dedica un altar nuevo al culto divino, se le unge con ?leo perfumado, el crisma, y se le adorna con luces y flores. El Misal Romano pide que se haga el adorno floral ?m?s bien alrededor del altar? y no sobre ?l, pues es signo de Cristo.?

Debe adornarse tambi?n el amb?n, lugar desde donde se proclama el Evangelio, la Buena Nueva de la salvaci?n. Los antiguos Padres de la Iglesia lo consideraban como el jard?n donde Jes?s se manifest? resucitado y glorioso a las mujeres. Este gozo y alegr?a debe expresarse tambi?n con flores, acompa?adas por supuesto con un buen sonido, con un Evangeliario hermoso, con incienso y buen gusto.?

Seg?n lo exija la arquitectura del templo, se deben adornar otros lugares de modo que se cree un ambiente de bienestar y de gozo por la presencia del Se?or en medio de los suyos. No puede olvidarse el adorno de la nave del templo, porque all? tambi?n est? Cristo presente en la comunidad reunida en su nombre y no s?lo el pasillo como se acostumbra malamente en las bodas.

?Los libros lit?rgicos piden que el adorno se haga ?con sobriedad y buen gusto?, lo que no siempre se logra. No debe confundirse el buen gusto o la generosidad con el despilfarro, a veces ofensivo. El adorno floral, al cual se pueden incorporar plantas verdes y hasta frutos, debe tener en cuenta los tiempos lit?rgicos; en el Adviento no se debe adelantar la alegr?a de la Navidad y en la Cuaresma est?n prohibidas las flores.?

Un vicio may?sculo es el usar flores de pl?stico o artificiales. Todo lo falso debe eliminarse del culto cat?lico.? La belleza de las flores refleja la belleza de Dios, y lo ef?mero de su vida nos recuerda lo fr?gil y pasajero de nuestra existencia. Escuchemos el consejo del Sir?cide: ?Esc?chenme, hijos santos, y crecer?n como rosal junto a la corriente; perfumen como incienso, esparzan buen perfume y florezcan como azucenas. Alcen la voz en canto de alabanza y bendigan a Dios y sus obras? (39, 13). Cada celebraron lit?rgica debe ser una floraci?n de amor a Dios que alegre a los hermanos y perfume la tierra.

? Mario De Gasper?n Gasper?n

Obispo de Quer?taro


Publicado por mario.web @ 5:09
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios