Mi?rcoles, 20 de octubre de 2010

Evangelio:?Lc 5,33-39
En aquel tiempo, los fariseos y los escribas le preguntaron a Jes?s: ??Por qu? los disc?pulos de Juan ayunan con frecuencia y hacen oraci?n, igual que los disc?pulos de los fariseos, y los tuyos, en cambio, comen y beben??. Jes?s les contest?: ??A caso pueden ustedes obligar a los invitados a una boda a que ayunen, mientras el esposo est? con ellos? Vendr? un d?a en que les quiten al esposo, y entonces s? ayunar?n?. Les dijo tambi?n una par?bola: ?Nadie rompe un vestido nuevo para remendar uno viejo, porque echa a perder el nuevo, y al vestido viejo no le queda el remiendo del nuevo. Nadie echa vino nuevo en odres viejos, porque el vino nuevo revienta los odres y entonces el vino se tira y los odres se echan a perder. El vino nuevo hay que echar lo en odres nuevos y as? se conservan el vino y los odres. Y nadie, acabando de beber un vino a?ejo, acepta uno nuevo, pues dice: ?El a?ejo es mejor? ?.

Oraci?n introductoria:
Se?or, no permitas nunca que viva mi oraci?n como si de una obligaci?n pesada y fastidiosa se tratara, sino con la fe de quien sabe que el tesoro de su vida eres T?.

Petici?n:
Dios m?o, dame la gracia de orar con un coraz?n nuevo y generoso.

Meditaci?n:
?Hoy desear?a presentar la figura de uno de los mayores Padres en la historia de la Iglesia, uno de los cuatro doctores de Occidente, el Papa san Gregorio (?). Desde el principio revel? una visi?n singularmente l?cida de la realidad con la que deb?a medirse, una extraordinaria capacidad de trabajo al afrontar los asuntos tanto eclesiales como civiles, un constante equilibrio en las decisiones, tambi?n valientes, que su misi?n le impon?a (?). A pesar de las dificil?simas condiciones en las que tuvo que actuar, consigui? conquistar, gracias a la santidad de vida y a la rica humanidad, la confianza de los fieles, logrando para su tiempo y para el futuro resultados verdaderamente grandiosos. Era un hombre inmerso en Dios: el deseo de Dios estaba siempre vivo en el fondo de su alma y precisamente por esto estaba siempre muy cerca del pr?jimo, de las necesidades de la gente de su ?poca. En un tiempo desastroso, m?s a?n, desesperado, supo crear paz y esperanza. Este hombre de Dios nos muestra las verdaderas fuentes de la paz, de d?nde viene la esperanza y se convierte as? en una gu?a tambi?n para nosotros hoy? (Benedicto XVI, 28 de mayo de 2008).

Reflexi?n apost?lica:
El miembro del Movimiento Regnum Christi ha de comenzar su jornada con un esp?ritu nuevo, lleno de fe renovada y de un esp?ritu fiel. Estamos llamados a ser Evangelio vivo, a ser otros Cristos en el mundo. Nuestro testimonio ha de abarcar por igual la vida personal, familiar, social y profesional. Seamos cristianos las veinticuatro horas del d?a y en todas partes, s?lo as? daremos a Cristo y transformaremos el mundo para ?l.

Prop?sito:
Acudir? diariamente a la oraci?n para mantener vivo el deseo de Dios ante todas las circunstancias.

Di?logo con Cristo:
Jes?s, T? me das tu amor infinito y me amas con un amor total y fiel. Ay?dame a corresponderte con un amor semejante, de manera que no haya nada en m? que no te pertenezca.

?La caridad engendra siempre alegr?a y paz? (Cristo al centro, n. 370).

03/09/2010

http://meditaciones.regnumchristi.org/


Publicado por mario.web @ 10:02
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios