Mi?rcoles, 23 de febrero de 2011

Vida, de la que t? me ofreces,

o muerte, segura y cierta,

que en el mundo vivo a todas horas.

Alegr?a, que brota desde el fondo de las personas,

o sonrisas, que en surtidores de mentiras,

me refugio en el hombre que errante, busca.

?

?Qu? quieres ser para m?, Se?or?

Respuesta que calme mis heridas,

mi soledad y mi desconcierto,

mi ego?smo y mis debilidades?

o, por el contrario,

dulces que, hoy dulcifican mi paladar,

pero que ma?ana me dejan insatisfecho

con ansias de m?s de lo ef?mero

y sin referencia a lo eterno.

?

?Qu? quieres ser para m?, Se?or?

Verdad, que se abre como un abanico,

frente a tanta mentira,

o, falsedades, que a?oro y me seducen

para no complicarme demasiado mis a?os.

?

?Qu? quieres ser para m?, Se?or?

El Hijo de Dios, que me ofrece VIDA ETERNA,

o, por el contrario, simplemente

hombre que sale al encuentro del hombre,

sin m?s pretensi?n que llenarle de satisfacciones.

?

Que seas para m?, Se?or

Ilusi?n que me empuje a trabajar por tu Reino.

Fe que me ayude a sentirte siempre presente.

Esperanza que me anime en el desaliento.

Amor que haga desplegar lo mejor de m? mismo.

Am?n.


Publicado por mario.web @ 10:30
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios