S?bado, 16 de abril de 2011
El arquetipo de la Hispanidad es modelo del hombre que antepone los principios y preceptos de la religi?n cat?lica y todo un universo de valores a los valores de la modernidad: ?xito, placer, usura, dinero.
?
El Caballero Cristiano
El Caballero Cristiano




Si te interesa tener el documento completo en su versi?n para imprimir, puedes descargarlo en tu escritorio dando un click aqu?



Pero todas estas figuras, tomadas del tesoro art?stico de Espa?a, tienen un grave inconveniente: su excesiva determinaci?n, su adscripci?n marcada a un momento, a un lugar o a una esfera de la realidad vital. Y esta determinaci?n excesiva les impide desempe?ar con plenitud de valor la funci?n de s?mbolos de la hispanidad integral. Podr?n, sin duda, plasmar con acusado relieve, en trazos inolvidables, una o dos o tres cualidades de la ?ndole hisp?nica; pero no es f?cil que tengan la universalidad que para nuestro intento se requiere. Nuestro intento, efectivamente, no es s?lo de evocaci?n concreta, sino tambi?n de sugesti?n amplia; es, a un tiempo mismo, sentimental, intuitivo e intelectual, discursivo. Los s?mbolos procedentes de esferas demasiadamente acusadas y de concreciones demasiadamente limitadas, correr?an el riesgo de reducir con exceso el ?rea de su vigencia y aplicaci?n. M?s que una figura, lo que necesitamos, pues, para simbolizar la hispanidad, es un tipo, un tipo ideal; es decir, el dise?o de un hombre que, siendo en s? mismo individual y concreto, no lo sea, sin embargo, en su relaci?n con nosotros; un hombre que, viviendo en nuestra mente con todos los caracteres de la realidad viva, no sea, sin embargo, ni ?ste, ni aqu?l, ni de este tiempo, ni de este lugar, ni de tal hechura, ni de cual condici?n social o profesional; un hombre, en suma, que represente, como en la condensaci?n de un foco, las m?s ?ntimas aspiraciones del alma espa?ola, el sistema t?picamente espa?ol de las preferencias absolutas, el dise?o ideal e individual de lo que en el fondo de su alma todo espa?ol quisiera ser. Los antiguos griegos, para representar pl?stica e intuitivamente el estilo de su naci?n, forjaron el t?rmino bien expresivo de kal?s kai agathos ; el hombre bello y bueno. La s?ntesis de esas dos virtudes, material y corp?rea la una, moral y cordial la otra, simbolizan perfectamente el ideal humano, que, m?s o menos claro, se cern?a ante la mirada de todos los griegos cl?sicos. Del mismo modo, el ideal humano, que los romanos cl?sicos aspiraban a realizar, puede tambi?n condensarse o simbolizarse en los dos t?rminos famosos del otium cum dignitate , que dibujan inequ?vocamente la gravedad honorable del patricio, alejado de todo negocio ( nego otium ) y exclusivamente dedicado a la administraci?n de sus bienes, de la rep?blica y de la honra personal y familiar. Y para no citar sino un solo ejemplo de naciones modernas, recordad la significaci?n de infinitas resonancias que tiene para los ingleses la palabra gentleman , donde se concreta y a la vez se condensa toda una ?tica, una est?tica, una sociolog?a y, en suma, la manera misma de ser t?pica del pueblo ingl?s.




CONTENIDO

1. Simbolizaci?n del estilo espa?ol

2. El caballero Cristiano

3.Grandeza contra mezquindad

4.Arrojo contra timidez

5. Altivez contra servilismo

6. M?s p?lpito que c?lculo

7. Personalidad

8. Culto al honor

9. Idea de la muerte

10. Religiosidad del caballero

11. Impaciencia de eternidad

Publicado por mario.web @ 20:06
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios