Jueves, 12 de mayo de 2011
El objetivo central de la formaci?n humana se dirige a fomentar la madurez; ello dar? como resultado una personalidad rica, equilibrada y atrayente.
?
Formar  a la Mujer consagrada
Formar a la Mujer consagrada
Resulta indispensable ?formar primero al hombre y luego al santo?.


Formar mujeres dotadas lo m?s completamente posible en las virtudes y valores humanos. Luego hay que trabajar asiduamente para obtener un desarrollo humano integral que sirva de base s?lida a la acci?n sobrenatural de la gracia.


Algunos aspectos muy concretos en los que conviene educar a la persona a quien dirigimos: el sentido de responsabilidad y madurez humana, de religiosa; responsabilidad que tambi?n se llama docilidad al Esp?ritu Santo, fidelidad al plan de Dios, generosidad en el seguimiento de Cristo, cooperaci?n en la implantaci?n y extensi?n del Evangelio. Madurez que no s?lo se alcanza por medios humanos, sino sobre todo, por los dones del Esp?ritu Santo, que da a las facultades humanas su m?xima plenitud.


El objetivo central de la formaci?n humana se dirige a fomentar la madurez; ello dar? como resultado una personalidad rica, equilibrada y atrayente. Muchos de los fallos y fracasos en la vida de las personas se deben a una pobre formaci?n humana. A veces nos encontramos con gente ?buena?, espiritual y hasta ap?stol, pero d?bil de voluntad o laxa de conciencia, con lo cual lo construido por un lado se le derrumba por otro. Ser? como la casa edificada sobre arena (Mt 7, 24-27). Sto. Tom?s de Aquino explica que ?la gracia sobrenatural no suprime la naturaleza sino que la eleva?. El santo y el ap?stol presuponen el hombre.


El Concilio Vaticano II la define como estabilidad de esp?ritu, capacidad de tomar decisiones prudentes, y rectitud en el modo de juzgar sobre los acontecimientos y los hombres (Optatam totius n. 10) Una persona madura abraza todas las implicaciones fruto de las decisiones tomadas. Madurez significa vivir en conformidad con lo que uno es: casada, consagrada...


La madurez nos habla de una estabilidad de vida, habla de una persona que vive su vida sobre principios y convicciones y no al ?vaiv?n? de las circunstancias de la vida, de los sentimientos, de los gustos, de los caprichos, de la moda o de la corriente del momento. La expresi?n externa m?s convincente la encontramos en la fidelidad y responsabilidad en el cumplimiento de los compromisos y deberes contra?dos con Dios, con la Iglesia y con los hombres. S?lo as? alcanzar? la felicidad. S?lo as? se realizar?.


El formar la madurez requerir? principalmente:

A. El desarrollo ?ntegro, arm?nico y jerarquizado de las facultades.
B. La formaci?n de la conciencia.
C. La formaci?n de virtudes morales.
D. La adquisici?n de virtudes sociales.


Publicado por mario.web @ 11:44
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios